8.2.07

El micrófono de Buenafuente

Anda que no ha montado revuelo Buenafuente en los comentarios de El País por rechazar el Micrófono de Oro que también le han otorgado a Federico Jiménez Losantos. Más allá de las opiniones de Buenafuente (que comparto bastante en este caso, dicho sea de paso), me llaman la atención en los comentarios todos esos que se llenan la boca de democracia y libertad de expresión sólo para demostrar que no tienen ni puta idea de lo que están hablando.

Sólo por aclararlo, no vaya a ser que a base de repetir mentiras se conviertan en verdades: que alguien venga diciendo que este blog es una mierda no significa que quiera censurar el blog ni mucho menos que vaya a conseguirlo. La libertad de expresión no es "yo digo mis gilipolleces y todo el mundo ha de alabarme; el que no lo haga es un facha/stalinista (táchese lo que no proceda)". La libertad de expresión es tanto decir gilipolleces como poder criticarlas, creo que ya lo dije en otra ocasión.

3 comentarios:

Leon dijo...

Estoy de acuerdo con Buenafuente. El tiene la libertad de no querer compartir con Losantos ese premio. Cada uno puede decir lo que quiera, aunque bueno en este país algunos creen que libertad de expresión es libertad para insultar y mentir. Y bueno para eso están los tribunales.

Zar Polosco dijo...

¿Por qué Buenafuente invitó repetidas veces a Jiménez Losantos a su programa? ¿Entrevistar, sí, compartir premio, no?

¿Quién dijo aquello de no estoy de acuerdo contigo, pero daría mi vida porque tuvieras la posibilidad de decirlo?

Buenafuente puede rechazar los premios que le de la gana. El problema es que ahora le mirarán con lupa y le sacarán todas sus contradicciones, que serán unas cuantas, supongo.

Álex E. dijo...

Bueno Zar, una cosa es entrevistar a alguien y otra compartir mantel y premio con ese alguien. Sería diferente si Buenafuente hubiera salido hace un mes diciendo que Losantos es su gurú periodístico, pero no es el caso.