8.1.08

Elecciones USA

Como al hater, me atraen las elecciones yanquis. Es curioso el espectáculo que montan durante todo el año para elegir a su próximo presidente (claro que aquí tampoco estamos como para dar lecciones), por no hablar de su sistema electoral o sus papeletas de época. Además, siempre sale algún friki que aspira a convertirse en el amo del mundo (lográndolo en ocasiones). Sin embargo, lo que más me atrae de este año es imaginarme lo que pasará por las cabezas de unos cuantos estadounidenses cuando tengan que elegir entre el candidato republicano y un negro o una mujer.

Se ven venir las hostias desde lejos.

5 comentarios:

Haters dijo...

A mi me mola un huevo el sistema es una competición de un año de largo y con previa -- como la Champions.

McLera dijo...

Buenas y santas,

yo vaticino unas elecciones a la francesa .... esto es; los demócratas van a sacar un candidato con mucho tirón, con una imagen de cambio ..... Van a elegir seguramente a Obama (pese al resultado de New Hamsphire). Y una vez que los demócratas presente un negro, ..... el conjunto de los USA va a votar a un republicano...... porque piensan que ellos no pueden estar gobernados por un negro.

Ojala me equivoque.

Un saludo

Zar Polosco dijo...

Bueno, Obama es negro pero no tanto. Su madre era blanca, así que, a lo mejor, tal vez puede que gane. Si fuese tan negro como Seedorf no tendría nada que hacer, pero siendo tan descafeinado no lo doy como perdedor.

A mí también me encantan las elecciones en iuesei. Me parecen todos iguales, con sus carteles, sus trajes impecables, sus familias, sus asesores y sus sonrisas. Siempre el mismo patrón.

Mr.Maligno dijo...

Estoy convencido de que las elecciones pondrán a cada uno en su sitio. Ojalá me equivoque pero, ¿os imaginais, (con poco o mucho esfuerzo) a un negro presidiendo los esteits?, ¿para eso murieron tantos jovenes americanos? ¿Acaso Oklahoma, Omaha, las Virginias, no tienen nada que decir?

Personalmente me encantaría que ganara Obama, pero el contexto social aún no es el óptimo para ese cambio. Quedan casi 200 millones de ignorantes (lo digo sin ningún respeto y asumiendo las consecuencias), como adalides del espíritu reaccionario inherente a una nación de fanáticos religiosos huidos de Europa, galeotes, forzados, extremistas, cazafortunas y demás Padres de la Nación.

La experiencia reciente de Chile y Alemania, nos demuestran que INCLUSO una mujer es en muchos casos el menos malo de los candidatos, por lo que apostaría por Clinton como ganadora (además su marido es un MACHO, lo que refuerza su posición).
Si Tocqueville levantara la cabeza... PENA DE MUNDO

Álex E. dijo...

Y a todo esto que habéis dicho se le puede añadir la similitud fonética entre Obama y Osama, que terminará apareciendo en la campaña antes o después, según cómo lo vean de chungo los republicanos.