21.3.07

Paradojas

A los españoles nos sienta fatal que por ahí fuera nos pinten como un pueblo atrasado, supersticioso y anclado en tradiciones añejas; pero luego vamos pidiendo amuletos de la suerte para que gane nuestro equipo o solicitando aplazar partidos internacionales por respeto a una celebración religiosa.

¿Se imaginan, por cierto, que a alguien se le ocurriera pedir que se parara la Liga en el mes de Ramadán?

6 comentarios:

Leon dijo...

Alex, me lo has puesto a huevo... pero ¿qué les vas a pedir a los celtistas?

Álex E. dijo...

Jejeje, pero en Riazor también hay ajos, según tengo entendido... ;)

Zar Polosco dijo...

En el fútbol la superstición está permitida, por muy a la cabeza del mundo occidental civilizado que estemos.

Cuando vivía en casa de mis padres, cada vez que había partido, cada uno ocupaba su posición, que no era otra que la que habíamos ocupado el día del 12-1 a Malta.

El año del doblete, cada vez que jugaba el Atleti ponía la "Cenicienta" de Walt Disney pues era talismán. La tarde del último partido, contra el Albacete, me la tragué entera sin enterarme de nada, pues era un manojo de nervios, pero ganamos.

Y así podría estar un buen rato.

Álex E. dijo...

Ya, y yo llevé la misma camiseta (una de unas cebras que puse en una entrada antigua) a tres partidos de la fase de ascenso de la Deportiva y ganamos los tres. En el otro (contra el Alicante aquí) lo empatamos. Pero de ahí a creerme que estamos en Segunda gracias a mi camiseta...

Zar Polosco dijo...

No estáis en segunda gracias a tu camiseta. Pero si no te la hubieses puesto, estaríais en segunda B.

Álex E. dijo...

Creo que hemos entrado en un bucle infinito...